top of page
  • Foto del escritorVinicius Adam

Leyes de Protección de "Homestead" en Florida: Salvaguardando el Hogar Familiar



Introducción:


Para muchas personas y familias, el hogar familiar representa más que solo una estructura física; es un lugar de comodidad, seguridad y recuerdos entrañables. Reconociendo la importancia de preservar los hogares de posibles acreedores, Florida cuenta con sólidas leyes de protección de vivienda familiar. Este artículo ofrece una visión general de las leyes de protección de vivienda familiar en Florida, explorando los beneficios y disposiciones diseñados para salvaguardar el hogar familiar.


Las leyes de protección de vivienda familiar de Florida tienen una rica historia que se remonta a los primeros días del estado. Son algunas de las leyes de protección de vivienda más sólidas en los Estados Unidos. El objetivo principal de estas leyes es proporcionar una red de seguridad para los propietarios de viviendas, protegiéndolos de perder sus hogares debido a dificultades económicas, como la quiebra o la muerte de un cónyuge. Se promulgaron en parte debido a la inestabilidad financiera y las dificultades económicas que prevalecieron en el siglo XIX, como el Pánico de 1837, y el deseo de proporcionar estabilidad y seguridad a las familias. El actual Artículo X, Sección IV, Exenciones de vivienda familiar, en la Constitución de Florida, se promulgó en 1972.


Las leyes de protección de vivienda familiar en Florida se basan en algunos principios clave:


La protección de vivienda familiar es un concepto legal que otorga ciertas protecciones a la residencia principal de una persona, conocida como vivienda familiar, para evitar su embargo o venta forzada para satisfacer las reclamaciones de los acreedores. Las leyes de protección de vivienda familiar en Florida tienen como objetivo proporcionar refugio seguro a los propietarios de viviendas y sus familias durante dificultades financieras o disputas legales. Sin embargo, la protección solo se aplica a partir de la fecha de presentación de la declaración de vivienda familiar. Esto significa que no protege contra gravámenes preexistentes que se hayan establecido antes de que la propiedad se designara como vivienda familiar.


1. Protección contra acreedores: Uno de los principales beneficios de la protección de vivienda familiar en Florida es la exención de venta forzada. La Constitución de Florida proporciona una exención ilimitada de los acreedores para la propiedad de la vivienda familiar, independientemente de su valor. Esto significa que, siempre y cuando la propiedad califique como vivienda familiar, no hay un límite en el valor de la propiedad que pueda protegerse de los acreedores que intenten forzar la venta de la vivienda familiar para satisfacer deudas o juicios. Esta protección se extiende al cónyuge sobreviviente y los hijos menores del propietario, asegurando su refugio continuo. Si un propietario se declara en bancarrota, las leyes de protección de vivienda familiar evitan la venta forzada de su residencia principal por parte de los acreedores. Esta protección no tiene límite en términos del valor de la propiedad, lo que significa que, sin importar cuánto valga una vivienda, no puede ser embargada para pagar deudas. Esta es una de las razones por las cuales las leyes de vivienda familiar en Florida se consideran tan sólidas.


2. Protección para cónyuges sobrevivientes e hijos: Las leyes de vivienda familiar en Florida también brindan protección a los cónyuges sobrevivientes y a los hijos menores. Como se mencionó anteriormente, incluso si una persona fallece con deudas significativas, su hogar no puede ser embargado para pagar esas deudas si un cónyuge o hijos menores están viviendo allí. Esta protección también asegura que puedan seguir residiendo y beneficiándose de la propiedad de la vivienda familiar, incluso ante desafíos financieros.


3. Beneficios fiscales de impuestos a la propiedad: Las propiedades con vivienda familiar en Florida pueden ser elegibles para beneficios fiscales de impuestos a la propiedad, como una reducción en el valor tasado o un límite en los aumentos anuales de impuestos a la propiedad. Estos beneficios ayudan a los propietarios a mantener la asequibilidad y estabilidad en sus gastos de vivienda.

a. Exención de impuestos a la vivienda familiar: Los primeros $25,000 del valor tasado de la vivienda están exentos de todos los impuestos a la propiedad, y los siguientes $25,000 están exentos de todos los impuestos excepto los impuestos del distrito escolar. Esto significa que los propietarios pueden eximir potencialmente hasta $50,000 del valor de su vivienda de la tributación sobre la propiedad.

b. Límite "Save Our Homes": Esta ley establece un límite en los aumentos anuales del valor tasado de una propiedad con vivienda familiar, que es del 3% o la tasa de inflación, lo que sea más bajo. Esto garantiza que los propietarios a largo plazo no sean gravados fuera de sus hogares debido al aumento de los valores de propiedad.


4. Las tres excepciones: El apartado (a) de la disposición de Exención de vivienda familiar en la Constitución de Florida establece que "[n]o se podrá embargar en virtud de un proceso judicial ni constituirá gravamen alguna sentencia, decreto o ejecución, excepto para el pago de los impuestos y tasaciones sobre la misma, las obligaciones contraídas para su compra, mejora o reparación, o las obligaciones contraídas por trabajos de construcción, labranza u otros trabajos realizados en dichos bienes inmuebles..." (énfasis añadido). Esto crea tres excepciones a la disposición de exención de venta forzada: (1) impuestos y tasaciones sobre la propiedad de la vivienda familiar; (2) hipotecas para la compra o refinanciamiento de la propiedad de la vivienda familiar; y (3) gravámenes de contratistas por mejoras en la propiedad de la vivienda familiar. Es importante destacar que estas tres excepciones se refieren a obligaciones relacionadas con la propiedad de la vivienda familiar.


5. Restricciones en la transferencia de la vivienda familiar: En Florida, si una persona está casada o tiene hijos menores, no puede vender o regalar su vivienda familiar sin el consentimiento de su cónyuge o una orden judicial. Esto fortalece aún más la protección de la vivienda familiar. Sin embargo, el requisito de consentimiento del cónyuge no crea ni reconoce un interés en la propiedad del cónyuge, y el derecho a la protección de la vivienda familiar durante la vida del otro cónyuge es un interés matrimonial en lugar de un interés de propiedad.


6. Bienes personales: La Exención de vivienda familiar también se aplica a "bienes personales por un valor de mil dólares". Art. X, § 4(a)(2), Const. de Florida. Esto se refiere a bienes personales que forman parte del patrimonio y no necesitan ser propiedad con un propósito específico. Los bienes personales exentos de venta forzada están ampliamente definidos. Los tribunales de Florida han caracterizado el efectivo, las alfombras, las cortinas, la cubertería, la porcelana, las sábanas, los muebles y muchos otros artículos como bienes exentos.


Fraude o conducta reprobable:


La protección de vivienda familiar garantizada por la Constitución de Florida no debe usarse para encubrir fraudes o conductas reprobables. La intención de obstaculizar, retrasar o defraudar a los acreedores no es una de las tres excepciones, y en general, el motivo de adquirir una propiedad de vivienda familiar no se considera al determinar si se mantendrá la exención. Sin embargo, no se puede utilizar para proteger conductas fraudulentas o reprobables, y puede otorgarse un gravamen equitativo o fideicomiso constructivo sobre la propiedad de vivienda familiar a aquellos que fueron defraudados por un propietario de vivienda familiar. Tales circunstancias han sido determinadas judicialmente e incluyen una propiedad de vivienda familiar adquirida mediante medios fraudulentos.


Quiebra:


Si bien, por lo general, la propiedad de vivienda familiar está protegida durante los procedimientos de quiebra, si el deudor no reclama la protección de vivienda familiar durante estos procedimientos, la protección puede considerarse renunciada al síndico de quiebras, como si hubiera sido abandonada. Osborne v. Dumoulin, 55 So.3d 577 (Fla. 2011).


Ley federal de decomiso civil:


En general, se ha considerado que las leyes federales de decomiso civil que autorizan el decomiso de bienes inmuebles y no hacen una excepción para la propiedad protegida por la ley estatal, prevalecen sobre las disposiciones constitucionales de Florida que eximen las propiedades de vivienda familiar de ventas forzadas. U.S. v. Lot 5, Fox Grove, Alachua County, Fla., 23 F.3d 359 (11th Cir. 1994). A pesar de esta preeminencia de la ley federal, la propiedad de vivienda familiar puede estar protegida de los procedimientos de decomiso civil y penal del Estado de Florida. Butterworth v. Caggiano, 605 So. 2d 56, 16 A.L.R.5th 1118 (Fla. 1992) (se prohibió el decomiso en una acción en la que el Estado de Florida buscaba decomisar la vivienda de un corredor de apuestas, quien fue condenado bajo la Ley RICO de Florida por incidentes de apuestas en su residencia personal, argumentando que la propiedad se utilizó en actividades de crimen organizado).


Disposiciones y criterios de elegibilidad:


La disposición en el Art. X, § 4 es de ejecución automática; cuando una persona adquiere la titularidad de un terreno y lo utiliza como su hogar, el terreno adquiere el carácter de vivienda familiar, y no se requiere ninguna acción por parte del legislador, declaración u otro acto por parte del propietario para que sea considerado su vivienda familiar. Es importante tener en cuenta que esta es la protección contra la venta forzada. Sin embargo, para obtener los beneficios fiscales de declarar una vivienda familiar, el propietario debe solicitar la exención de vivienda familiar en la Oficina del Tasador de Propiedades del condado donde se encuentra la propiedad.


1. Requisito de residencia: Para calificar para la protección de vivienda familiar, el propietario debe establecer la propiedad como su residencia principal. Debe tener la intención de residir permanentemente en la propiedad y utilizarla como su lugar de residencia principal.


2. Limitaciones de superficie: Las leyes de protección de vivienda familiar imponen ciertas limitaciones de superficie a la propiedad. En áreas urbanas, la propiedad de vivienda familiar no puede exceder medio acre, mientras que en áreas rurales no puede exceder las 160 acres.


3. Limitaciones de tipo de deuda: Si bien las leyes de protección de vivienda familiar en Florida ofrecen garantías significativas, ciertas deudas están exentas de la protección de vivienda familiar, como hipotecas, impuestos a la propiedad y gravámenes de contratistas.


4. Restricciones en transferencias y ventas: Florida impone restricciones en la transferencia o venta de la propiedad de vivienda familiar para preservar las protecciones. Cualquier venta o transferencia de la propiedad puede afectar la elegibilidad para la protección de vivienda familiar y los ingresos de la venta pueden estar sujetos a reclamaciones de acreedores. La transferencia puede afectar la protección de vivienda familiar porque el abandono de la propiedad por parte del propietario generalmente se considera una renuncia a la protección de vivienda familiar.


Sin embargo, los tribunales de Florida han reconocido un concepto conocido como la "doctrina de los ingresos de la venta", que sugiere que si una persona tiene la intención de reinvertir los ingresos de la venta de una vivienda familiar en otra vivienda familiar dentro de un plazo razonable, esos ingresos pueden estar protegidos de los acreedores durante el período intermedio. El "plazo razonable" no está claramente definido y puede ser un tema complejo, que varía caso por caso según las circunstancias específicas. Es importante tener en cuenta que esta es un área de la ley un tanto ambigua y las decisiones judiciales pueden variar.


Conclusión:


Las leyes de protección de vivienda familiar en Florida sirven como un salvaguardia crucial, ofreciendo a los propietarios protección contra la venta forzada y las reclamaciones de acreedores, al tiempo que preservan su residencia principal como un lugar de estabilidad y seguridad. Estas leyes, si bien beneficiosas para los propietarios, también han generado críticas. Algunos críticos argumentan que pueden ser aprovechadas por personas que se mudan a Florida y compran propiedades costosas


específicamente para proteger sus activos de los acreedores. A pesar de estas preocupaciones, las protecciones siguen vigentes, reflejando la prioridad otorgada a la propiedad de vivienda y la estabilidad familiar en las leyes del estado. Al comprender los criterios de elegibilidad, las limitaciones y los beneficios de la protección de vivienda familiar, los propietarios pueden tomar decisiones informadas para proteger su hogar familiar y mantener una base sólida para su futuro.


Consulta con profesionales legales:


Dadas las complejidades de las leyes de protección de vivienda familiar en Florida, se recomienda buscar orientación de un abogado calificado especializado en bienes raíces y protección de activos. Los expertos legales de VAdam Law pueden brindar asesoramiento personalizado basado en circunstancias específicas, garantizar el cumplimiento de los requisitos y ayudar a maximizar los beneficios de la protección de vivienda familiar.


Si deseas obtener más información sobre VAdam Law y programar una consulta gratuita, visita nuestro scheduling portal en línea o llama las 24 horas del día al (954) 451-0792.






0 comentarios

Kommentare


bottom of page